Evaluación del control de calidad siendo realizada en una confección textil

May 03

Actualizado el: 28/03/2019


El control de calidad es un sistema adoptado para prevenir fallas y problemas en procesos y productos con el objetivo de suplir de manera eficiente las necesidades y deseos de los clientes.

Por lo tanto, no es suficiente verificar y contar defectos de los productos finalizados. Al contrario, el propósito es anticiparse a posibles problemas y encontrar soluciones para evitar que ocurran.

Utilizado en diversos sectores, en la confección también es esencial para asegurar la calidad de los productos desarrollados. Para entender más sobre qué es el control de calidad y cómo funciona en la confección, ¡continúe la lectura!

 

¿Cómo surgió el control de calidad?

Los métodos de control de calidad, como se presentan en la actualidad, surgieron en el siglo XX. Sin embargo, el proceso nació con las primeras relaciones de compra y venta a lo largo de la historia.

Conozca ahora algunas fases por las cuales pasaron.

Edad Media

Con la aparición de los primeros artesanos tuvo inicio la preocupación de crear términos descriptivos sobre la fabricación de productos. En la Edad Media, las guildas determinaban estándares de calidad para los productos. Los artesanos que los irrespetaban eran sancionados.

Después llegó el interés de los reyes por la especificación de criterios para los productos que adquirían. Había incluso fiscalización o control de calidad, realizado por miembros de la corte.

Revolución Industrial

A partir de la Revolución Industrial, la calidad pasó a ser una característica de mayores dimensiones. La mano de obra manual fue substituida por trabajos mecánicos y fue necesario pasar a inspeccionar los procesos, iniciando el Taylorismo.

Calidad-mejoró-con-el-surgimiento-de-la-industria
Fábrica del periodo de la revolución industrial.

Las fábricas tenían supervisores para fiscalizar la producción de sus obreros y los productos pasaron a seguir normas de fabricación preestablecidas. Con eso, la estandarización se volvió una forma de evitar desperdicios.

En la Primera Guerra Mundial fueron encontrados muchos defectos en productos bélicos, lo que hizo con que en la Segunda Guerra Mundial las industrias pasen a tener más cuidado durante la producción.

Fue durante este periodo que el control estadístico de calidad se comenzó a destacar.

Algunos años después, Walter Andrew Sherwart, físico e ingeniero estadístico norteamericano desarrolló el  CEP – Controle Estadístico de Proceso, y creó el ciclo PDCA, que tiene por objetivo resolver problemas y perfeccionar los procesos constantemente.

Ilustração do ciclo PDCA utilizado para a resolução de problemas e melhorar processos constantemente.

El Japón de la posguerra llegó a ser uno de los “mayores ejemplos” de producción sin control de calidad. Sin embargo, en 1950, Edward Deming  introdujo el método de control estadístico a técnicos e ingenieros en Japón.

A pocos, el concepto fue aumentando en el país y las potencias mundiales de la década de los 70 y 80, que eran Japón y Estados Unidos, perfeccionaron sus procesos de calidad, aunque de formas diferentes.

Después de eso, organizaciones de todo el mundo pasaron a implementar modelos de Gestión de Calidad. Eso fue importante, principalmente porque a partir del siglo XX, los consumidores se volvieron cada vez más exigentes y reclamaban calidad en los productos.

 

La evolución del control de calidad

Así como los modelos del sistema de control de calidad evolucionaron con el tiempo, su concepto y finalidad también sufrieron variaciones. Antes de internet, obviamente estos cambios eran más lentos.

Actualmente, las tecnologías sobreviven apenas hasta que surgen otras más eficientes. La tendencia es que haya procesos cada vez más específicos.

Acompañe a continuación tres etapas de la evolución del control de calidad hasta los días actuales:

1 – Fase de la inspección de calidad

El foco era el producto. Era inspeccionado por observación directa y era común que el cliente participe de la averiguación. Podrían ser evaluados aleatoriamente o uno por uno.

El proceso era muy lento. Además, solamente señalaba fallas, no resolvía los problemas ni ayudaba a mejorar la calidad.

2 – Fase del control por muestra

Con la industrialización, ya no se podían inspeccionar los productos de forma unitaria. La solución encontrada fue verificar los productos por muestreo.

El periodo se extendió desde mediados de los años 30, hasta los años 80 del siglo pasado (XX). Fue cuando surgieron también los departamentos de control de calidad.

Este sector de la industria era responsable por localizar defectos en los productos y, una vez encontrados, se pensaba cómo resolver estos problemas.

3 – Fase de la calidad total

Es la etapa actual. Hoy en día no es suficiente medir la calidad, se necesita controlarla. La meta es corresponder a lo que el cliente espera y satisfacerlo plenamente.

No existe un departamento responsable por el control de calidad, se convirtió en una tarea de toda la empresa e incluso de socios y proveedores.

Japón fue el primero en adoptar la gerencia de calidades y servicios, conocida como Gestión de Calidad Total (GQT), ya que necesitaba eliminar de la sociedad el concepto negativo que se tenía en relación con sus productos.

Se empeñaron a crear, por tanto, la “era de la perfección”, basándose en el hecho de que la actividad debería ser hecha de manera adecuada desde la primera vez (Toyotismo). Estados Unidos se incomodó con las ideas japonesas, pues estaba perdiendo mercados y consumidores.

Imagen de la fábrica Toyota
Uno de los ejemplos de aplicación de calidad total son las fábricas de Toyota.

Para revertir la situación, enfatizaron aún más el tema, a través de la implantación de un sistema riguroso de calidad, además de la capacitación de profesionales (Fordismo).

 

+Descubra más: Sector textil: ¿por qué es necesario adecuarse a la Industria 4.0?

 

El control de calidad en la industria textil

Optimizar procesos para mejorar e integrar metodologías de trabajo, reducir costos y potenciar la productividad son acciones vitales para la industria textil.

Fase-de-la-calidad-total
Control de calidad siendo realizado durante la producción.

Tales acciones son posibles por medio del control de calidad que recolecta, analiza y controla los datos del proceso productivo.

En la industria textil la prevención hecha por el control de calidad puede asegurar la calidad de los procesos de producción. La buena noticia es que la industria vive una de las mejores etapas de la evolución del control de calidad.

En el modo tradicional, cuando el rollo llega a la confección, son analizadas apenas las informaciones que el fabricante especifica en la etiqueta. El análisis de cada rollo separadamente llevaría mucho tiempo y reduciría la productividad, por tanto, muchas empresas no lo hacen.

 

 

Con la industria 4.0 llegando a América Latina, la tecnología que nos proporciona logra automatizar los procesos con eficiencia e implantar el control de calidad en todas las etapas, incluyendo el recibimiento del material.

En algunos sectores la automatización ya es utilizada y la industria textil está siendo considerada tecnológicamente desfasada. Sin embargo, no demorará para que las empresas comiencen a notar las ventajas que ofrece y se empiecen a adaptar.

El cambio va mucho más allá de comprar equipos modernos. Los procesos necesitan ser alterados, la gestión debe ser hecha de manera diferente y el control de datos es otra parte esencial.

 

Ventajas de la automatización en el control de calidad

La automatización de procesos, la ingeniería de productos y una serie de otras tecnologías facilitan el desarrollo del sector textil.

Hasta la supervisión de la calidad puede ser realizada de forma personalizada, atendiendo las necesidades específicas de cada empresa. De esta forma, pueden ser obtenidas ventajas para la confección. Conozca algunas de ellas y descubra como obtenerlas.

Reducción del desperdicio

Es común verificar desperdicio de materia prima en la industria textil, debido a la falta de información y de automatización de procesos.

Esto ocurre porque, normalmente, el foco de atención de las compañías está dirigido a las prendas finalizadas. Con esto, las confecciones dejan de prestarle la atención necesaria a la calidad de la materia prima.

El error ocurre justamente porque monitorizar datos técnicos de la materia prima de una confección permite, obtener informaciones reales sobre cada rollo de tela de un stock: el metraje, área útil, gramaje, rendimiento.

De esta forma, es posible escoger el rollo de tejido que ofrecerá el mejor aprovechamiento (desempeño) para cada orden de corte y programar el tendido y corte sin desperdicios.

Además, la tecnología hace posible una visión anticipada de las variables y un control de calidad preventivo, para dirigir la gestión de la industria textil.

Aumento de la productividad

Con la automatización del control de calidad también es posible aumentar la capacidad productiva de la industria que puede transformar procesos manuales y obtener más rapidez durante las etapas.

Uno de los equipos que cumple con esa función es la Relajadora de Tejidos de Punto que, además de reducir el tiempo de descanso de hasta 48 horas para apenas algunos minutos, también elimina el enrollamiento del tejido descansado, el proceso de encimado y da informaciones reales sobre el largo y el área útil.

Mejora de la calidad final del producto

Cuando la materia prima es analizada antes de la confección de las prendas, es posible evitar que sean producidas con materiales de poca calidad, con manchas o variabilidades que las convertirían en prendas de segunda calidad. Siendo así, es posible afirmar que el control de calidad ayuda a obtener productos de calidad garantizada y evitan que la empresa tenga perjuicios.

Disminución de los costos

Más automatización también significa menos mano de obra y menos espacio para la realización de las actividades que anteriormente eran realizadas manualmente.

Los costos gastos con la producción se reducen, haciendo con que la empresa pueda repasar la economía al cliente y comercializar productos a precios competitivos.

Perfeccionamiento de la gestión de materiales y de máquinas

Recolectar, analizar y administrar datos es una gran estrategia para el control de calidad de la empresa.

Con las informaciones en las manos, el gestor puede verificar diversos datos, incluyendo posibles problemas que estén dificultando la productividad o incluso encontrar estrategias que puedan optimizar el trabajo del sector de compras.

Repetibilidad

Cuando el control de calidad es hecho con eficiencia, la confección logra producir el mismo resultado final repetidas veces. El cliente pasa a confiar en los productos que adquiere, pues sabe lo que estará adquiriendo y la empresa gana más credibilidad en el mercado.

 

 

Cómo implantar un control de calidad eficiente en la confección

Como puede notarlo, el control de calidad es extremamente benéfico para las confecciones y utilizarlo es una necesidad. Sin embargo, para que los beneficios citados puedan ser obtenidos es importante tomar algunos cuidados.

Para empezar, es interesante disminuir interferencias en la comunicación, haciendo con que los colaboradores se comprendan y entiendan el proceso. Hacer uso de paneles de administración con informaciones transparentes puede ayudar en esta tarea, así como actualizarlos en tiempo real con los indicadores más importantes.

El equipo que opera el equipamiento también debe estar debidamente capacitado para manejarlo adecuadamente. En conclusión, los procesos deben ser constantemente analizados y actualizados, de preferencia a través de opiniones reales. Pueden ser hechas encuestas de satisfacción con el cliente y, por medio de las respuestas, implantar las mejoras pertinentes.

Respetar criterios de producción y hacer un rigoroso control de calidad exige mucha dedicación de su empresa, pero es muy ventajoso. Además de colaborar para su competitividad en el mercado. Esta actitud incluso fomenta su desarrollo.



Otro punto a considerar es que las transformaciones ya están ocurriendo y las empresas se están adaptando a la industria 4.0, que se enfoca bastante en este aspecto. Las que no se adecuen acabarán quedándose atrás.

Si le gustó saber sobre el tema y desea empezar a implantar un control de calidad automatizado, debe saber que Delta Equipamentos dispone de varias soluciones para atender confecciones que deseen realizar un control de calidad eficiente. ¡Entre en contacto con nosotros!

En el caso que desee más informaciones sobre control de calidad, acceda abajo a nuestro e-book “¿Cómo garantizar el control de calidad en la industria textil? y entienda más sobre este proceso.

3 thoughts on “¿Qué es el control de calidad? ¿Cómo funciona en la industria textil?”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *